Crónica de un club de lectura con Sergio C. Fanjul

publicado en: Blog, Crónicas | 0
 

IMG-20190927-WA0024

 

Tenía muchas ganas de conocer a Sergio C. Fanjul y se me ocurrió invitarlo a un Club de las Letras para poder charlar con él más allá de la pantalla.

 

Septiembre siempre es un comienzo.  Nuestras reuniones se han trasladado a los viernes por cuestiones de agenda, por cuestiones, simplemente.  Y claro, algunos solo pueden los fines de semana, para otras es muy pronto, para alguno es perfecto, a otros les encantan los domingos… y yo como loca pensé que la única solución era hacer una reunión al día, pero de esa manera me quedaría sin huecos en el calendario de pared.

Sí, así comenzó septiembre, con mis dudas cotidianas que habitan conmigo. Y de repente tuve uno de eso días que yo llamo “días Fernán Gómez”, que cada cual interprete a su manera.  Luego se apuntó mucha gente a la cita del 27 de septiembre, y traían amigos y me decían que el viernes era fantástico. Yo me volví loca de nuevo pero con una locura contenta y continué con esta actividad literaria en la que leemos un libro y luego quedamos con el autor para conocerlo y contárselo.

 

Nuestra sala está diferente con una mesa seria de la que no nos queda otra que reírnos.

Así comenzamos,  como si Sergio y yo nos conociéramos.

 

Empezamos por el final, por ese final de su libro: “La ciudad infinita”  que te abre los ojos de par en par para que reflexiones,  para que sepas que hay un Madrid más allá del jolgorio, el caos, más allá de tu cuarto, de tu barrio: “Pero también esto es Madrid” - dice el escritor.

Cuántas veces habré contado que para que un libro venga a nuestro club tiene que dejar cicatriz, y vaya si la deja.

 

“La ciudad infinita” invita a pasear, que nada tiene que ver con ir a un sitio. Pasear es dejarse llevar por tus pies a lugares donde antes no habías ido o habías ido con los ojos vendados, como hacemos tantas veces.

 

Una desconfía de alguien que pasea por una zona sin interés aparente, una cree que pierde el tiempo si no lleva una meta guardada bajo su sombrero. 

 

Charlamos sobre la desigualdad, sobre esa transformación insípida y dañina que está sufriendo el centro de Madrid, sobre las ciudades que no se crean pensando en los ciudadanos sino en sacar beneficio económico,  sobre los negocios de toda la vida que hoy tienen uniforme de Ikea y aroma neutro.

 

Yo salí pensando, y cené con J. y le conté que Lavapiés se nos va de las manos y que tenemos que hacer cada uno lo posible para que nuestro mundo sea un poco mejor cada día: reciclar, sonreír, comprar en los comercios pequeños, pedir en el bar cocido sin deconstruir, olvidar el coche adrede, sujetar la puerta del portal para que entre el vecino con las bolsas, qué sé yo, convivir de manera bonita,  y ahora que tenemos tantas elecciones, elegir bien.

 

 

Incluso hablamos de las despedidas de soltero/a que pululan por Lavapiés ¿Sabíais que  los monos Gibbon machos cantan dulces y sensuales tonadas que pueden oírse desde un kilómetro de distancia para cortejar a su mona? Pues eso… no añadiré nada más.

 

También hubo risas, un poco de realidad, un intento de optimismo, oídos y ojos atentos a un libro sobre el arte de pasear, un libro que habla de Madrid y que nos lleva a  los lugares que habitamos en pausa o de paso.

 

Para concluir Sergio nos contó su último proyecto “Safari Asfáltico” donde se detiene en los seres vivos que comparten con nosotros  la ciudad. Os lo podéis descargar entrando en la web de “Veranos de la Villa”. ¿Sabíais que hay árboles cuyas raíces viven oprimidas en las aceras?  ¿Sabéis lo que es un liquen?

 

También le pido antes de que se vaya que nos recomiende un libro y nos responde un título “Walkscapes” de Francesco Careri, Ed. Gustavo Gili. 

 

Yo os pido que paseéis con la mirada del turista, con la del niño, con la del que ve todo por primera vez, también os pido que reservéis algún día en vuestra agenda para carecer de rumbo, para perderos simplemente, porque quizá ese tiempo que no queréis  perder, lo estéis perdiendo.

 

Nuestra próxima cita será el viernes 25 de octubre a las 18 horas. Conoceremos a Elvira Navarro y le contaremos de qué va su libro "La isla de los conejos" editado por Random House. 

Reservad vuestra plaza enviándome un WhatsApp al 696-369-375